18 de abril de 2009

Fantasías



Mis fantasías (de amor y de sexo) siempre fueron lesbianas. Ahora estoy en condiciones de admitirlo. Es cierto que de niña-adolescente moría por Luis Miguel y los Menudo, pero es más cierto que en mi mente, al cerrar los ojos, tenía a una chica, siempre a una chica, como hace un tiempo comenté a mi madre.

Mi primera fantasía fue de amor. Al menos, yo le llamaba amor. Ella se llamaba Susana y estudiaba en mi colegio. En clases, cuando nos íbamos a su casa para hacer las tareas, y siempre que estábamos juntas, yo me sentía fascinada, locamente fascinada por ella. Podía pasar el día entero a su lado, así me hablara del chico que le gustaba. Nunca me pregunté, en aquellos tiempos, qué me fascinaba de Susana, y tampoco indagué si eso era amor o lo que se le parezca, pues yo tenía novio, y la palabra lesbiana no estaba en mi boca, pero seguro sí en mi cuerpo. Cuando me iba a la cama, luego de rezar con mi mamá, me imaginaba como el Ken con la Barbie. Yo era el Ken y ella la Barbie. Ken besaba a la Barbie, y luego se dormía. Un día Susana se fue de Lima, y nunca más supe de ella.

En la secundaria, mi fantasía -de amor también-, fue una profesora, en verdad una auxiliar de Educación que yo llamaba Miss. Era amiga de mi mamá y tenía los labios más carnosos que había conocido (Angelina Jolie no existía, o si existía, todavía el mundo no lo sabía). Ella fue mi psicóloga de rebelde colegiala, la que intentaba convencer a mi madre de que no se interpusiera entre mi enamorado y yo, que nos dejara disfrutar del noviazgo. Y yo, que siempre me quería fugar de casa, era retenida por ella. Yo moría por ella, pero no lo podía expresar, y tampoco era motivo de reflexiones. Yo solo moría, y mirar sus ojos –verdes verdes, como los de mi gata- me paralizaba. Estaba casada y tenía hijas. Así que su esposo y sus niñas eran tema frecuente. Hablábamos siempre en el patio o a la salida, o a la hora de entrada. El recreo era estar a su lado, contemplarla, y claro, hablarle de mi chico. Cuando me iba a la cama, otra vez, me convertía en Ken, y algunas veces, fui su Barbie. Ahora que lo pienso puedo decir que entonces ya era eso que llaman ‘moderna’, bobas clasificaciones entre activa y pasiva que algunas lesbianas emplean para establecer sus roles.

Resulta que mi profesora un día se marchó del colegio, y yo lloré como si el novio se me hubiera muerto. Mi mamá no sabía el por qué de tanta pena, y hasta la llamó por teléfono para que me consolara. Una vez le dije: "Te quiero mucho, el colegio no es igual sin ti". Y ella respondió "Yo también te quiero, pero no nos lo digamos tanto que vamos a parecer lesbianas". Y soltó una risa, fue solo una frase, sin sentido para ella. Nos seguimos viendo hasta que yo ingresé a la universidad, y terminé con el novio, y me declaré oficialmente lesbiana. Nunca le confesé que me gustaban las chicas, simplemente me alejé de ella, turbada. De cuando en cuando, volvía a mi mente, y yo la besaba, cada vez con más pasión. Ya era lesbiana y sabía hacer el amor con una mujer.

He fantaseado con otras mujeres en la vida, anónimas y famosas. Alejandra Guzmán es la mujer famosa que más se mete en mis fantasías. Digan lo que digan, aparezcan otras y otras mil veces más guapas, así digan que ya está tía, así la critiquen, yo fantaseo con ella, y les aseguro que mis fantasías son muy hot, sí, de peli XXX, a veces.

Solo una vez estuve delante de Alejandra Guzmán, a escasos centímetros de ella. No me refiero a los conciertos: he ido a todos los que ofreció en mi ciudad, y sigo esperando que regrese. Me refiero a estar física y realmente a escasos centímetros de ella. Yo tenía cinco minutos para entrevistarla. No iba a ser una gran entrevista –en cinco minutos no me hubiera dicho nada entre sus risotadas tan ricas y sus delirios-, y no fue una gran entrevista, ni entrevista fue, porque yo me paralicé mirando sus pechos operados, sus ojos, sus piernas, su boca, su bocaza. Y luego la miré subir a una camioneta, y le dije adiós, segura yo de su regreso, en un tiempo que yo fuera más profesional y menos calentona. Tenía veinte y pico. ¿Es este el tiempo? Seguro que sí, pero ella no vuelve, y yo sigo fantaseando.

Hay mujeres que fantasean con tríos. Yo no. Pero sí he fantaseado con ciertas policías de tránsito, en pleno tráfico de mi Lima caótica. He fantaseado con ciertas mujeres que van en traje sastre, muy elegantes y apuradas. He fantaseado con chicas imposibles, y con otras, demasiado posibles. He fantaseado con alguna escritora, mexicana también, a la que sí entrevisté y bien (creo). He fantaseado con alguna jefa hace mil años. Y fantaseo con mi novia, felizmente, todavía y por siempre (espero). Fantaseo.

27 comentarios:

Betta Real dijo...

Entiendo perfectamente eso de las fantasías, á mí se me salían a una tierna edad de 11 a 12 años, pero, por el simple hecho de ser mujeres, me daba un síndrome de persecusión, horrible así que sacudía la cabeza y me obligaba a ver al "niño" con las que todas querían, pero lo cierto es que yo no podía imaginarme con un hombre...

Nidia dijo...

jajajaja
WOOOW!
yo tenia profes lesbianas osea IMAGINATEEEEEEEEE! para mi era más dificil resistir pero luego pensaba "soy solo una alumna más... aff ¬¬", lo bueno de las fantasias es que nadie puede impedir que las tengas jojojo :P

A mí me gustaba una niña cuando tenía 7 o 8 años, y llegué a darle un piquito =D ... Lo malo es que es hetero ahora ¬¬ asi que ni modo jaja

cuidateeeeeeeeeeeeeeeeeee!!!
y siiii! las policias estan buenaaaaaasas jaja

Besote!

YINA Y LA SOLE dijo...

Ay Esther eso del Ken y la Barbie o a veces la Barbie y el Ken me pareció muy divertido jaja

Fantasear siempre es un ejercisio delicioso que se convierte luego en un recuerdo como cada día que pasa...entonces ya no hay diferencia es exactamente como si hubiese sucedido!

Uy que lindo tener a la Alejandra tan cerquita...

pao dijo...

jajajaja que buen post! fantasear es lo mas! nadie te lo puede impedir y uno descubre cosas de uno mismo que ni se imaginaba =P besotess

mariel dijo...

Bue... Alejandra Guzman me gusta ahora más que hace unos años.

Volviendo al tema de fantasías, ahora estoy en una ""tremenda fantasía"", es una compañera de facultad, me tiene loca la morocha jejeje!!! seguramente quedará en fantasías, he aprendido a ser fiel desde la última vez =P jejeje (broma mi amor)

Besos Besotes!

- carla - dijo...

todos fantaseamos con mujeres en sastre y con alguna profesora, creo que hemos fantaseado con una straight que casi ni nos miraba jeje! Pero es mas chevere cuando es con la novia, por lo menos lo puedes hacer realidad.

Besos!

Veratz dijo...

Creo que fantasear es lo mas sano que se puede ser no hay otra forma mas transparente de conocerte a ti misma... y vaya q desde pequeñas fantaseas y aveces crees q esta mal cuando es lo mas natural de darte a conocerte a ti misma besos

[ ] dijo...

Este es el primer post que leo aquí.

Empezando a leer el Winamp bota esta canción de Siouxsie Sioux "Heaven and alchemy". Ayer vi tu libro en Crisol y quería comprarlo. Hoy estarás en la Feria y quiero volver a intentar querer comprar tu libro y al rato querer que me lo autografíes.

Hasta entonces.
Flo

Anónimo dijo...

Eso de fantasear con la novia es una mentira, disculpame que lo exprese pero las mujeres tendemos a creer estupideces y eso es una estupidez, quién fantasea con alguien a quien tiene? a veces fantaseo con la persona que está a mi lado pero es cuando no me hace caso y yo estoy muy caliente, pero en general es difícil que ocurra...

Anónimo dijo...

... hubo una película en la que aparece en una solita escena una mujer policía con pantalón negro y camisa celeste, con gafas de sol y recostada por un auto con una pistola... era una escena de acción, creo que duró dos segundos en pantalla pero me calentó tanto en ese momento y hasta hoy. A.A.A.

Jë§$ dijo...

¿Queeeee?
Que el Anonimo ese no fantasee con su novio (a) no quiere decir que el fantasear con la pareja sea una estupidez! En mi caso lo hago 1000 veces al dia... pienso en todo lo que eh hecho con mi pareja lo que hacemos y lo que nos falta por hacer!... Por eso pienso que fantasear con tu pareja no es para nada una estupidez, cielos es riquisimo!

Exelente post Esther!
Un besoteeeeeeeeee!

BocaDelcielo dijo...

Que rico que es fantasear! Sólo a veces es mejor que la realidad.

Anastàsia dijo...

Ay!!! las fantasias... Sino fuera por ellas.. :( snifff!

niobeia dijo...

Adoro las fantasías y dejar volar mi imaginación con mujeres que nunca (o si?) conseguiré.......como endulzan los sueños y las siestas....

Un besito, me encantó el post

Victoria dijo...

Hola Esther interesante el tema de las fantasias, me imagino que habras tenido muchas con alejandra guzman, y en verdad es bella aunque pasen los años... me alegra leerte nuevamente y deseo lo mejor para ti y tu amorcito un beso.
para todas un abrazo si desean conversar aqui les doy mi correo: ironictwo@hotmail.com espero podamos intercambiar opiniones un beso cuidense mucho.

Mikhaela dijo...

Hola! Esther: La mayoría de personas utilizamos las fantasías como estímulo para pasarlo bien... sobre todo para pasarlo bien en la cama. Qué bueno que compartas con nosotr@s cuales son y cuales han sido tus fantasias. Y tambien qué bueno que compartas fantasías con tu novia ya que eso estimula vuestra vida sexual con nuevas ideas. Y que bien que se den permiso para disfrutarlo.
Así que a no cortarse y a dejar volar nuestra imaginación.

Psic.Yoyo dijo...

Yo nunca he fantaseado con una mujer, nisiquiera en la adolescencia que es cuando existen cierto tipo de confusiones, yo siempre fantaseo con hombre.. pero imagino que en tucaso el fantasear con una mujer y sentir placer, sentir eso que no sabe uno que es pero que gusta, ha de ser lo mismo para mi que fantasear con un hombre.. yo soy buga.. pero tengo muchas amigas y amigos gays... y me encanta.. me encanta como son.. de hecho me llevo mejor con ellos que con los buga... felicidades porque lo aceptas como es sin tapujos y sin tabues... eso es de admirarse, ya que hay muchas o muchos que aun se sienten con miedos de aceptar su sexualidad... me gusto tu post... seguire de metiche por aca... claro si me dejas hacerlo.. saludos desde Queretaro, Mexico

lamentostsuki dijo...

Hola como estas?????
gracias por pasarte por mi blog.
Aqui te estoy leyendo.
Queria decirte que he actualizado mi blog para que cuando quieras pasarte lo hagas.
La verdad es q esta semana santa me trajo muchas sorpresas :S
no tan buenas....
pero arriba ese animo cierto??
^^
Un abrazote!!

Cathy Pazos dijo...

Wow tu sí que fantaseas, lo he hecho un par de veces,,, una con mi jefe jajaja, es que está muy bueno... jaja

Muy buen post, me ha gustado mucho

Besitos

:D

Maty dijo...

Que gusto leerte Esther, eso de fantasear que creo que se nos da a muchas. bendita imaginacion la nuestra... abrazos

The butcher dijo...

Hola,
Recién caigo por tu blog, está bueno. Visita los míos, creo que hay algunas coincidencias. Saludos.

Aureac dijo...

Yo igual tuve una fantasía amorosa con la profe de deportes. Jajajaja.
Alejandra Guzman es de lo que no hay, cómo no encantar.
Vivan las fantasias.
Besos.

:: Rêveur. dijo...

Yo nunca me enamoré de maestras pero vaya sí que de compañeras.

(: Saludos.

Anónimo dijo...

sabes? te dire algo que tal vez te cause risa, mi ex fantaseaba contigo, nunca me lo confeso directamente pero me decia que le gustabas mucho, y yo obviamente ¡te odiaba!, la cuestion es que aunque nunca me lo dijo directamente pense que por logica si a mi me gusta una chica me la llevo a la cama, ¡en mis sueños claro!, por eso deduje que fantaseaba contigo, jeje, cuidate, bye

Walter dijo...

Que locas tus fantasias, uno puede fantasear lo k kiere, felizmente en ese mundo si somos libres d verdad.
Saludos

Anónimo dijo...

yo tambien me enamore de los ojos verdes de mi profesora, eso si, yo siempre sere su barbie.
saludos

Anónimo dijo...

ya que esta agregare que ella tambien tenia los ojos verdes o mejor dicho aun los tiene :(